Schneider Electric y BMW inauguran primera estación de recarga eléctrica en el DF

Schneider Electric junto con BMW Group México realizó la primera instalación de la primera estación de recarga de vehículos eléctricos.

Con información de Schneider Electric

estacion de recarga Schneider Electric y BMW inauguran primera estación de recarga eléctrica en el DF

Enrique González Haas, presidente de Schneider México.

Schneider Electric dio a conocer que, en conjunto con la empresa automotriz BMW Group México, realizó la instalación de la primera estación de recarga para vehículos eléctricos, ubicada en la Universidad Anáhuac del Sur, en la Ciudad de México. Este desarrollo es un ejercicio para impulsar la infraestructura de carga para vehículos eléctricos, con vistas a su comercialización en este 2014.

A decir de ambas firmas, la estrecha colaboración que mantienen es con intención de impulsar el mercado eléctrico–automotriz en el país, por lo que su objetivo es construir en la capital una red de estaciones públicas de carga que permita hacer más accesible el uso de vehículos eléctricos.

En esta primera fase, las compañías continuarán con la donación de equipos e instalación de circuitos en universidades como la Universidad Nacional Autónoma de México, la Universidad Iberoamericana, el Tecnológico de Monterrey y la Universidad Panamericana; esto beneficiará de manera directa a las comunidades académicas, al mismo tiempo que se promueve el uso eficiente de la energía en el sector automotriz.

estacion de recarga universidad anahuac Sur 2 Schneider Electric y BMW inauguran primera estación de recarga eléctrica en el DF

Los equipos de carga eléctrica son de la línea EVlink de Schneider Electric, compatibles con todos los que utilizan el formato americano (SAE J1772). En el caso de la Universidad Anáhuac se instaló una estación EVlink Nivel Dual para cargar dos vehículos al mismo tiempo, y ya se encuentra en total operación y servicio para el usuario. Cabe mencionar que la estación fue concebida esencialmente –aunque no exclusiva– para el primer vehículo Premium 100% eléctrico del mercado: el BMW i3.

Las estaciones de carga “EVlink” de Schneider Electric son compatibles con cualquier vehículo eléctrico. Entre sus características principales están el diseño compacto, flexibilidad y calidad de fabricación que las hacen eficientes y duraderas, brindando mejor protección a los usuarios. En este sentido es fundamental la gestión de energía para disponer de vehículos eléctricos siempre listos para circular, optimizar el costo energético y reducir al mínimo la huella de carbono.

estacion de recarga universidad anahuac Sur 7 Schneider Electric y BMW inauguran primera estación de recarga eléctrica en el DF

“El desarrollo de los vehículos eléctricos supone una nueva tendencia en los medios de transporte, no obstante, la infraestructura de recarga es el factor clave para el éxito del vehículo eléctrico. Este tipo de iniciativas son la respuesta de la industria eléctrico–automotriz a los desafíos planteados por el cambio climático y la escasez de combustibles fósiles”, dijo Daniel Abraham López, Líder de la Unidad de Vehículos Eléctricos para Schneider Electric México.

Finalmente, Laura Crespo, Directora de Mercadotecnia de BMW Group México, señaló que “la gestión de energía es vital para disponer de vehículos eléctricos siempre listos para circular, optimizar el costo energético y reducir al mínimo la huella de carbono. Es un gran orgullo trabajar en conjunto con Schneider Electric en estas soluciones sustentables que más que una tendencia, son ya una realidad”.

Tomado de www.iluminet.com

Las renovables crecerán a un ritmo del 5,4 % anual hasta 2020

Tomado de www.efeverde.com

 

La producción mundial de la electricidad de energías renovables se incrementó un 5 % en 2013, y seguirá progresando a un ritmo del 5,4 % anual hasta 2020, según la Agencia Internacional de la Energía (AIE), que advierte del freno que pueden suponer las incertidumbres reglamentarias en muchos países.

Las renovables crecerán a un ritmo del 5,4 % anual hasta 2020

Las renovables aportaron el 22 % de la electricidad el pasado ejercicio, un peso relativo equivalente al de las centrales de gas, pero inferior al de las de carbón, destacó la AIE en su informe sobre las tendencias del sector a medio plazo. El incremento hasta 2020 vendrá esencialmente de nuevas centrales hidroeléctricas (37 %) y de instalaciones eólicas en tierra (31 %). China representará el 40 % de las nuevas capacidades de producción de electricidad de origen renovable, y en ese país aportarán cerca del 45 % del incremento de la energía eléctrica. En total, los países en desarrollo supondrán el 70 % de la progresión. Por su parte, en los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) aportarán el 80 % de la producción suplementaria hasta 2020. Vista de un parque eólico en Zafarana en la costa del Mar Rojo, a 120 kilómetros al sur de El Cairo (Egipto). EFE/Mike Nelson La agencia -de la que forman parte la mayoría de los Estados de la OCDE- alertó sobre el impacto negativo que tiene la incertidumbre sobre las políticas de renovables en algunos mercados clave. La directora ejecutiva, Maria van der Hoeven, reconoció que algunas de esas tecnologías ya no necesitan altos niveles de subvenciones, pero “teniendo en cuenta que son intensivas en capital, requieren un retorno razonable y predecible para los inversores”.En China, el principal problema son algunas barreras no económicas, pero también la ausencia de una red eléctrica integrada y el elevado costo de la financiación. En la Unión Europea, la falta de perspectivas sobre las políticas para después de 2020 y la ausencia de una red paneuropea que facilite el transporte de la generación de las renovables, por naturaleza variables. Las nuevas inversiones en estas energías fueron en 2013 de unos 250.000 millones de dólares, por debajo de los 280.000 millones de 2012. Una caída que -dado que las capacidades instaladas progresaron- se explica por la disminución del coste unitario, en particular en la energía fotovoltaica y en la eólica terrestre. Los autores del estudio calculan que el volumen de inversión se situará en unos 230.000 millones de dólares anuales hasta 2020. La rebaja de los costes unitarios y las condiciones que se dan en algunos países los hacen más susceptibles de experimentar un fuerte desarrollo de las renovables. La agencia cita el caso de Brasil con la energía eólica terrestre, gracias a los recursos naturales y a las condiciones de financiación; pero también el del norte de Chile con la energía solar, debido a los altos precios de la electricidad y a la fuerte irradiación que se da allí de forma natural. La AIE indicó que la producción de biocarburantes aumentó el pasado año en casi un 7 % hasta totalizar 115.000 millones de litros, y supuso un 3,5 % de la demanda de carburantes para el transporte por carretera, una décima más que en 2012 (en 2007 era el 2 %). EFE

El plan de construcción sostenible, agotado tras 26.000 solicitudes

 

1404761586_988636_1404761786_noticia_grande.jpg

Carbonero, Sánchez Maldonado, Jiménez Barrios y Cortés, en la reunión. / LAURA LEÓN

Foto El País.

Su resultado equivale a reducir casi 66.000 toneladas de dióxido de carbono. O lo que es lo mismo, a borrar de las carreteras 27.000 vehículos. Las palabras del consejero de Economía, José Antonio Maldonado, dibujan el efecto que el programa de construcción sostenible, puesto en marcha en abril por la Junta, va a causar en la comunidad. Un plan que este lunes ha sido, de nuevo, calificado como “éxito”. El consejero de la Presidencia, Manuel Jiménez Barrios, ha anunciado que, en dos meses, se han agotado los 150 millones de euros que la Junta había destinado para este programa (el decreto contempla otros 50 millones para incentivos para empresas). Según el consejero, se han recibido más de 26.000 solicitudes y se cuenta con 7.000 empresas colaboradoras.

El programa, dirigido a actuaciones de ahorro energético, mejora de la eficiencia y aprovechamiento de las renovables en edificios, ya tocó techo a finales de mayo en cinco provincias, donde ya se habían asignado todos los fondos (43 millones para Córdoba, Jaén y Granada; y 21,6 para Almería y Huelva). En las tres restantes, Málaga, Sevilla y Cádiz (85,3 millones), fue cuestión de unos pocos días más. “Que se hayan agotado los fondos no significa que el Gobierno no vaya a poner más”, asegura Jiménez Barrios antes de participar en la primera sesión de la Mesa de la Construcción y Rehabilitación Sostenible. “En el nuevo marco comunitario una de las líneas estratégicas es la eficiencia energética, que es una apuesta sólida de la Junta para activar la economía y luchar contra el cambio climático”, agrega.

Según Jiménez Barrios, el 72% de las ayudas dadas es a la reposición de cerramientos y ventanas para el ahorro energético. “El doble mensaje del plan ha calado: la necesidad de reflotar la construcción y la apuesta por la eficiencia”, explica el consejero tras recordar que se prevé la creación de 18.000 puestos de trabajo.

Dentro de estos 150 millones del programa —cofinanciado con fondos europeos—, están los 40 millones que la Consejería de Vivienda va a destinar para la rehabilitación y la búsqueda de la eficiencia del parque público de viviendas. En este sentido, la consejera Elena Cortés ha recordado que en Andalucía solo el 28% del sector de la construcción se dedica a la rehabilitación mientras que la media europea es del 41%. Cortés también ha acudido a esta primera reunión, en la que han participado agentes económicos y sociales.

Tomado de www.ccaa.elpais.com

Junta aprueba incentivar 29 proyectos de ahorro y renovables que movilizarán 25,8 millones en inversiones

La Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, a través de la Agencia Andaluza de la Energía, ha aprobado incentivar con 6,6 millones de euros un total de 29 proyectos de ahorro, eficiencia energética y energías renovables, que movilizarán 25,8 millones de euros en inversiones.
Según los datos facilitados por la Consejería a Europa Press, estas actuaciones, enmarcadas en el Programa de Subvenciones para el Desarrollo Energético de Andalucía ‘Andalucía A+’, propiciarán un ahorro y diversificación de energía de 111.033 toneladas equivalentes de petróleo anuales (tep/año), cantidad similar a la energía consumida por cerca de 132.200 hogares cada año, y se evitará la emisión a la atmósfera de 325.317 toneladas anuales de gases de efecto invernadero, como si se retirasen de la circulación unos 133.200 vehículos.

Los proyectos aprobados corresponden a 20 actuaciones de ahorro y eficiencia energética y nueve de energías renovables, distribuyéndose ocho proyectos en la provincia de Jaén, ocho en Sevilla, cinco en Córdoba, cuatro en Cádiz, dos en Huelva, una en Granada y una en Málaga.

Entre los proyectos de ahorro destacan ocho actuaciones para la mejora de la eficiencia energética de las instalaciones de alumbrado exterior e interior que supondrán un ahorro estimado de 13.750 toneladas de CO2 a la atmósfera y donde se ha invertido 3,8 millones de euros.

Por ejemplo, en la provincia de Sevilla, los ayuntamientos de Umbrete; y Los Palacios y Villafranca sustituirán 2.361 y 4.104 puntos de luz respectivamente, incorporando tecnología led y lámparas de vapor de sodio de alta presión. Estas actuaciones, realizadas a través de Empresas de Servicios Energéticos (ESE), les permitirán un ahorro de 748.870 euros en 15 años, en el caso del Ayuntamiento de Umbrete, y 1,2 millones de euros en 20 años, en el caso de Los Palacios.

A ellos se unen, las instalaciones de San Pablo Sur en Sevilla de EADS-Construcciones Aeronáuticas y 6 establecimientos de Supermercados Mas donde se utilizará la tecnología LED aplicada al alumbrado interior en zonas de atención al público, entre otros proyectos. Otros ejemplos los encontramos en Córdoba, Málaga y Cádiz.

INDUSTRIA

En el sector industrial se han incentivado tres proyectos a para la optimización energética y el aprovechamiento del calor residual. El aprovechamiento de los calores residuales es una de las medidas de ahorro más efectivas en el sector industrial que está implantando, por ejemplo, Cepsa en su planta petroquímica de Palos de la Frontera (Huelva) y en su refinería de San Roque (Cádiz). Estas actuaciones, junto al aumento del rendimiento de una de las calderas de la refinería gracias al cambio de combustible a gas natural, supondrá una inversión de 10 millones de euros que evitará la emisión de 45.935 toneladas de CO2. La Agencia les ha ofrecido un incentivo de 1,81 millones de euros.

Por su parte, EADS-Construcciones Aeronáuticas de El Puerto de Santa María, eliminará el gasóleo y propano usado como combustibles en el proceso productivo de Airbus Military, sustituyéndolas por gas natural. Esta actuación, para la que invertirán cerca de 400.000 euros, permitirá reducir las emisiones de CO2 en 458 toneladas al año.

En el sector de las almazaras, las cooperativas jiennenses Aceites Cazorla, en la localidad de Cazorla, que reducirá su consumo eléctrico en 81.648 kWh/año; Nuestra Señora de la Cabeza, en Huesa, que disminuirá su consumo eléctrico en 53.760 kWh/año; La Purísima Concepción, de Guarromán, que dejará de consumir 64.303 kWh/año y la empresa Aceite La Casería de Santa Julia, en el municipio de Peal de Becerro, que reducirá su consumo en 25.500 kWh/año, han realizado actuaciones de mejora energética de las instalaciones y optimización del proceso de obtención del aceite.
En Córdoba, han acometido medidas de ahorro, la Cooperativa Olivarera Nuestra Señora de Araceli, en Lucena, que ha sustituido los equipos de una de las líneas de molturación de la almazara por otros energéticamente más eficientes y equipos de regulación de alimentación de los molinos de las seis líneas de molturación. Con estas medidas reducirá las emisiones de CO2 en 163 toneladas al año y el consumo eléctrico en 277.786 kWh anuales.

La empresa Aceites Estrella del Gualdaquivir, de Villa del Río, por su parte, reducirá el consumo eléctrico en 39.820 kWh/año. La inversión realizada por todas estas almazaras en estos proyectos ha sido de 2,5 millones de euros. La Agencia Andaluza de la Energía les ha ofrecido un incentivo de 669.310 euros.

ENERGÍAS RENOVABLES

Entre los proyectos de energías renovables se encuentran el de la empresa Gestión de Biomasas SL, en Córdoba, que ha invertido 2,8 millones de euros para la adquisición de maquinaria móvil y estática, así como para la obra de acondicionamiento del parque necesario para el tratamiento y acondicionamiento de biomasa (astilla agrícola y forestal), en condiciones aptas para su aprovechamiento energético. Así, tratará anualmente 70.000 toneladas de astilla clasificada y de buena calidad.
La Agencia Andaluza de la Energía, que ha incentivado esta iniciativa con cerca de un millón de euros, ha mostrado un gran interés en este proyecto que permitirá identificar nuevas fuentes de biomasa como el pino, aún no suficientemente exploradas para uso energético, tanto térmico como eléctrico, algo fundamental para continuar consolidando el mercado de la biomasa en Andalucía. Con él, “se contribuirá a la creación de empleo en el medio rural, se garantiza el suministro a los consumidores, la limpieza de los montes y se evita la quema incontrolada de los residuos agrícolas”.

La empresa Acyco, Aceitunas y Conservas SL, de la localidad sevillana de Dos Hermanas, ha instalado por su parte, dos calderas de biomasa que utilizarán hueso de aceituna para satisfacer la generación del vapor necesario para los procesos de la industria.

Además, también ha recibido subvención para la optimización energética de sus instalaciones, incorporando un sistema de inspección por rayos X, que inspecciona de manera continua las líneas de producción, identificando contaminantes diversos y disminuyendo los costos generales de producción y mantenimiento ya que muchos sistemas combinan las tareas que antes realizaban varias máquinas. La inversión que se llevará a cabo para estas actuaciones es de 1,66 millones de euros, de los que la Agencia Andaluza de la Energía ha aportado 519.685 euros de incentivo.

SUBVENCIONES PROGRAMA ‘ANDALUCÍA A+’

Por su parte, el Programa de Subvenciones para el Desarrollo Energético de Andalucía, ‘Andalucía A+’, que gestiona la Agencia Andaluza de la Energía, ofrece apoyo económico a actuaciones de mejora energética acometidas por ciudadanos, empresas y administraciones. Este programa ha apoyado en 2013 un total de 16.150 proyectos con cerca de 33 millones de euros. Las actuaciones realizadas han permitido movilizar una inversión en Andalucía de 168,5 millones de euros.

Desde que comenzó el programa en febrero de 2009 hasta diciembre de 2013, se han incentivado 76.665 proyectos con 173 millones de euros que han activado en la región una inversión superior a los 1.100 millones de euros. De estos, 71.118 han sido solicitados por ciudadanos, 4.880 por empresas y 667 por administraciones e instituciones. Las solicitudes al programa de subvenciones se pueden presentar hasta el 30 de diciembre de 2014 a través de la web de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo

Fuente: EUROPA PRESS

La iluminación por LEDs ya empieza a aventajar medioambientalmente a su principal rival


Las lámparas de diodos emisores de luz (LEDs) actuales tienen una ligera ventaja medioambiental sobre las lámparas fluorescentes compactas. Y se espera que esa ventaja crezca significativamente a medida que mejoren la tecnología y los métodos de fabricación en los próximos cinco años, de acuerdo con un nuevo informe del Laboratorio Nacional estadounidense del Pacífico Noroeste y la empresa británica N14 Energy Limited.

En el informe elaborado por el equipo de Marc Ledbetter se tiene en cuenta el impacto medioambiental total, incluyendo la energía y los recursos naturales necesarios para fabricar las lámparas, transportarlas, usarlas y deshacerse de ellas cuando ya no funcionan. En la evaluación de los efectos sobre el medio ambiente se tuvieron en cuenta 15 impactos diferentes, incluyendo el potencial de contribuir al calentamiento global, usar terrenos que antes estaban disponibles para la vida silvestre, generar desechos y contaminar el agua, el suelo y el aire. En el informe se examinan los ciclos de vida completos de tres tipos de lámparas: las de LEDs, las fluorescentes compactas, y las incandescentes tradicionales.

Los procesos de fabricación contribuyen sustancialmente al impacto medioambiental total de una lámpara, pero por lo general las empresas mantienen en privado la información sobre la fabricación. El equipo de investigación pudo reunir datos sobre fabricación con la ayuda de consultores de la industria y de algunas empresas que accedieron a colaborar bajo la condición de que el informe final no revelara datos privados de tales empresas.

Para el análisis, el equipo escogió por su uso y disponibilidad a lámparas específicas que son las que mejor representan a cada uno de los tres tipos de lámparas que ellos estudiaron. A continuación, usaron una base de datos a fin de calcular los recursos necesarios para producir los diversos componentes de las tres lámparas. Ese análisis corroboró que tanto las lámparas de LEDs como las fluorescentes compactas son mucho más ecológicas que las lámparas incandescentes tradicionales, las cuales consumen mucha más electricidad. Por ejemplo, la lámpara incandescente específica que el equipo estudió consume 60 vatios de electricidad, mientras que la lámpara de LEDs analizada consume sólo 12,5 vatios y la fluorescente compacta estudiada sólo 15 vatios, todas ellas para generar aproximadamente la misma cantidad de luz.

Como las lámparas incandescentes usan más energía para generar luz, también es mayor el consumo de recursos naturales imputable a ellas que se requiere para generar electricidad. Este análisis muestra que se podría reducir de 3 a 10 veces el impacto medioambiental producido por la iluminación si todo el mundo escogiera usar lámparas más eficientes que las incandescentes, independientemente de si se optase por lámparas de LEDs o por fluorescentes compactas.

La energía consumida por las lámparas cuando están encendidas representa la mayor parte de su impacto medioambiental. Pero para las lámparas de LEDs y las fluorescentes compactas, cuyos consumos de energía para generar luz son similares, el equipo de investigación ha encontrado que la energía y los recursos necesarios para fabricarlas determinan en gran medida la diferencia entre ambas en cuanto al impacto medioambiental total.

Se encontró que, salvo en una de las 15 áreas de impacto estudiadas, las lámparas fluorescentes compactas son ligeramente menos ecológicas que las lámparas de LEDs actuales.

El área discordante es consecuencia de que las luces LED incluyen un disipador de calor que está hecho de aluminio. El proceso de extraer, refinar y procesar el aluminio de los disipadores de calor consume mucha energía y genera varios subproductos, como por ejemplo ácido sulfúrico, que deben ser confinados en terrenos destinados a residuos peligrosos. Las lámparas LED necesitan disipadores de calor que absorban y posteriormente disipen el calor que generan las lámparas, evitando así que se sobrecalienten.

Se espera que pronto la labor de investigación y desarrollo mejore aún más la eficiencia de los LEDs, lo que a su vez reducirá la cantidad de calor que producen y el tamaño del disipador de calor que necesitan. El equipo de investigación ha llegado a la conclusión de que ésta y otras mejoras en los procesos de fabricación y en la electrónica harán que dentro de cinco años las lámparas de LEDs sean aún más respetuosas con el medio ambiente que las fluorescentes compactas. El equipo espera que los impactos medioambientales de las lámparas de LEDs del año 2017 sean un 50 por ciento inferiores a los de las lámparas de LEDs actuales y un 70 por ciento menores a los de las fluorescentes compactas actuales, las cuales no se espera que cambien significativamente en el futuro cercano.

FUENTE: NOTICIASDELACIENCIA.COM