Quien entiende la luz, pinta

Tomado de www.iluminet.com.mx

En una de sus visitas a Buenos Aires le preguntaron al tenor Plácido Domingo cómo se podía cantar tan bien como él. Con toda humildad, el español contestó: “quien respira, canta”.

Trasladando este concepto a la pintura podríamos decir. “quien entiende la luz, pinta”.

Como arte visual, la pintura abarca varias disciplinas: psicología, sociología, historia, arquitectura, etc., aunque, sin dudas, la técnica y sensibilidad del pintor son los responsables del mensaje que quiere transmitir. El observador cierra el círculo.

A través de la historia hay centenares de pintores que entendieron y plasmaron la luz en sus obras, no sólo como un elemento subjetivo, sino como parte de una imagen mental que, llevada a la tela, expresa una idea.

Caspar Dietrich Friedrich y sus metafísicos paisajes llenos de soledad y melancolía…

Claude de Lorrain con sus atardeceres…

Los impresionistas, con la rebeldía de romper modelos, salir al campo y captar fanáticamente la luz con sus infinitas modificaciones y variables…casi un instante de luz.

En fin, hay muchos más: cada uno con su escuela y estilo, reflejando una época y un lugar, pero dando a la luz su valor dentro de la obra.

Como ejemplos supremos, dos pintores que entendieron la luz como pocos:

Rembrandt

Es imposible observar la obra de este gran maestro de la escuela holandesa, más de tres siglos después, sin asombrarnos con su magistral manejo del claroscuro: el contraste de luz y sombra. Se puede recorrer la vida de Rembrandt siguiendo la infinidad de autorretratos que pintó cuando su malograda situación económica le impedía pagar modelos que posaran para él. En ellos quedó plasmado el manejo de la luz con un nivel que nadie antes había alcanzado, y muy pocos lo lograron después.

Uno de sus mas famosos cuadros es “La ronda nocturna” donde se puede ver a personajes de la sociedad holandesa, que pagaban muchos florines para ser pintados por el maestro, según la costumbre de la época. Luego de muchas restauraciones se determinó que la imagen no corresponde a una escena nocturna sino diurna: el paso del tiempo y la oxidación del barniz que la cubre dio esa sensación. Aquellos arcabuceros se transformaron en actores de reparto cuando el foco principal es una niña que aparece en medio de todas las figuras masculinas. Ella recibe toda la luz y atención. Es difícil determinar desde dónde proviene la luz pero ahí está y es innegable la atracción que ejerce en el observador. Seguramente a aquellos caballeros dicha situación no les debe haber caído en gracia!. Y todo esto lo logró a pesar de pintar con luz natural y, por las noches, con velas…¿qué habría sido de su pintura de haber contado con “dicroicas”!?

Joaquín Sorolla y Bastida

Mencionar su pintura es hablar de la luz llevada a su máxima expresión. Decía el valenciano: “la luz es la vida de todo lo que toca. Por tanto, cuanta más luz en las pinturas, más vida, más verdad y más belleza”.

Si bien tuvo la capacidad de reflejar temas sociales (la vida de la ciudad, de campo, interiores y retratos) Sorolla se destacó principalmente por las pinturas de escenas en la playa. Allí desplegó su enorme talento para hacer sentir al observador que cuando el sol toca objetos y personas, lo cambia todo. Las luces y sombras que genera y la maestría de su pincelada larga y expresiva llena sus pinturas de un enorme magnetismo que atrapa la mirada.

De su vasta producción de escenas playeras, la más renombrada es “La vuelta de la pesca”, donde la fuerza de los bueyes sacando la barca, las olas espumosas iluminadas por el sol y la vela que se recorta en el cielo denotan una cuidada composición, llena de dinamismo.

Otra de las pinturas que se destaca de esa serie es “Cosiendo la vela”. En una escena cotidiana, la enorme vela llena de pliegues cobra vida por la luz que se filtra por la vegetación; la audaz composición se recorta cromáticamente con la naturaleza y la colorida ropa de los pescadores, haciendo un contraste armonioso y sutil. En el centro, la concentración de la costurera, el mar y cielo como marco final de una obra que deslumbra sin lastimar.

Rembrandt y Sorolla entendieron la luz, la plasmaron en su obra y nos llenaron de emoción.

Fernando Mazzetti

La iluminación por LEDs ya empieza a aventajar medioambientalmente a su principal rival

Las lámparas de diodos emisores de luz (LEDs) actuales tienen una ligera ventaja medioambiental sobre las lámparas fluorescentes compactas. Y se espera que esa ventaja crezca significativamente a medida que mejoren la tecnología y los métodos de fabricación en los próximos cinco años, de acuerdo con un nuevo informe del Laboratorio Nacional estadounidense del Pacífico Noroeste y la empresa británica N14 Energy Limited.

En el informe elaborado por el equipo de Marc Ledbetter se tiene en cuenta el impacto medioambiental total, incluyendo la energía y los recursos naturales necesarios para fabricar las lámparas, transportarlas, usarlas y deshacerse de ellas cuando ya no funcionan. En la evaluación de los efectos sobre el medio ambiente se tuvieron en cuenta 15 impactos diferentes, incluyendo el potencial de contribuir al calentamiento global, usar terrenos que antes estaban disponibles para la vida silvestre, generar desechos y contaminar el agua, el suelo y el aire. En el informe se examinan los ciclos de vida completos de tres tipos de lámparas: las de LEDs, las fluorescentes compactas, y las incandescentes tradicionales.

Los procesos de fabricación contribuyen sustancialmente al impacto medioambiental total de una lámpara, pero por lo general las empresas mantienen en privado la información sobre la fabricación. El equipo de investigación pudo reunir datos sobre fabricación con la ayuda de consultores de la industria y de algunas empresas que accedieron a colaborar bajo la condición de que el informe final no revelara datos privados de tales empresas.

Para el análisis, el equipo escogió por su uso y disponibilidad a lámparas específicas que son las que mejor representan a cada uno de los tres tipos de lámparas que ellos estudiaron. A continuación, usaron una base de datos a fin de calcular los recursos necesarios para producir los diversos componentes de las tres lámparas. Ese análisis corroboró que tanto las lámparas de LEDs como las fluorescentes compactas son mucho más ecológicas que las lámparas incandescentes tradicionales, las cuales consumen mucha más electricidad. Por ejemplo, la lámpara incandescente específica que el equipo estudió consume 60 vatios de electricidad, mientras que la lámpara de LEDs analizada consume sólo 12,5 vatios y la fluorescente compacta estudiada sólo 15 vatios, todas ellas para generar aproximadamente la misma cantidad de luz.

Como las lámparas incandescentes usan más energía para generar luz, también es mayor el consumo de recursos naturales imputable a ellas que se requiere para generar electricidad. Este análisis muestra que se podría reducir de 3 a 10 veces el impacto medioambiental producido por la iluminación si todo el mundo escogiera usar lámparas más eficientes que las incandescentes, independientemente de si se optase por lámparas de LEDs o por fluorescentes compactas.

La energía consumida por las lámparas cuando están encendidas representa la mayor parte de su impacto medioambiental. Pero para las lámparas de LEDs y las fluorescentes compactas, cuyos consumos de energía para generar luz son similares, el equipo de investigación ha encontrado que la energía y los recursos necesarios para fabricarlas determinan en gran medida la diferencia entre ambas en cuanto al impacto medioambiental total.

Se encontró que, salvo en una de las 15 áreas de impacto estudiadas, las lámparas fluorescentes compactas son ligeramente menos ecológicas que las lámparas de LEDs actuales.

El área discordante es consecuencia de que las luces LED incluyen un disipador de calor que está hecho de aluminio. El proceso de extraer, refinar y procesar el aluminio de los disipadores de calor consume mucha energía y genera varios subproductos, como por ejemplo ácido sulfúrico, que deben ser confinados en terrenos destinados a residuos peligrosos. Las lámparas LED necesitan disipadores de calor que absorban y posteriormente disipen el calor que generan las lámparas, evitando así que se sobrecalienten.

Se espera que pronto la labor de investigación y desarrollo mejore aún más la eficiencia de los LEDs, lo que a su vez reducirá la cantidad de calor que producen y el tamaño del disipador de calor que necesitan. El equipo de investigación ha llegado a la conclusión de que ésta y otras mejoras en los procesos de fabricación y en la electrónica harán que dentro de cinco años las lámparas de LEDs sean aún más respetuosas con el medio ambiente que las fluorescentes compactas. El equipo espera que los impactos medioambientales de las lámparas de LEDs del año 2017 sean un 50 por ciento inferiores a los de las lámparas de LEDs actuales y un 70 por ciento menores a los de las fluorescentes compactas actuales, las cuales no se espera que cambien significativamente en el futuro cercano.

El nuevo rostro de Saint-Marie

Tomado de www.iluminet.com.mx

La iglesia real Sainte-Marie está ubicada en el municipio de Schaerbeek, Bruselas, Bélgica. Su diseño es una mezcla ecléctica de influencias romanas, bizantinas y góticas, su impresionante estructura octogonal y la cúpula en forma de farol la convierten en uno de los edificios más bellos de la ciudad. Durante el día, la iglesia es un verdadero deleite para los ojos.

Hace algún tiempo, el estudio de urbanismo de Jean-Pierre Majot desarrolló un plan de iluminación para el ayuntamiento. Ideó un tratamiento para este espectacular conjunto: Un ambiente de luminarias de calle y farolas en la plaza y zona aledaña y un sistema especial para la iglesia y su cúpula (una referencia importante de esta ciudad). El ritmo de la calle y plaza debían convertirse, con una suave transición en una vista espectacular pero muy cuidada de los detalles arquitectónicos del edificio, la impresión debía de ser conseguida por el majestuoso edificio y no por efectos dramáticos de luz.

Diez años después, el ayuntamiento encargó el proyecto a Jean-Pierre Majot y Bruno Demeester (ACT Lighting Design), y la autoridad regional de Bruselas financiaría la iluminación, incluido el edificio y la renovación de la plaza, como parte de su propio plan de alumbrado.

“La composición del efecto de iluminación se basa en una geometría de sombras, velos y luces enfocadas que están estrechamente vinculadas a la geometría de la iglesia.” Menciona Jean-Pierre Majot y continúa; “Se crean simultáneamente, una simetría radiante reforzada por la iluminación de las ventanas de vitrales, una simetría longitudinal y un movimiento ascendente de luz. El sistema principal abarca el cuerpo central (nave y cúpula), cuya iluminación está claramente dividida. Los sistemas adicionales abarcan el porche, el coro y la torre posterior.”

Para llegar a la composición adecuada de productos de iluminación se realizaron dos baterías de pruebas. También era indispensable contar con la autorización de la Comisión Real de Monumentos y Lugares Históricos de Bélgica. “Todas las luminarias del edificio están perfectamente ocultas. Algunos proyectores están situados en las fachadas circundantes. Gracias a la utilización de accesorios adecuados y a los haces de luz estrechos, no deslumbran”. Aclara Bruno Demeester.

Según el señor Baeten, controlador técnico de Bruxelles-Mobility, la nueva instalación de iluminación representa un avance y una oportunidad de mejorar la calidad de vida de la zona y la vida social de sus habitantes. “La iglesia Sainte-Marie se ha convertido en una atracción turística y por la noche los alrededores son un punto de reunión de los residentes. Pero éstas no son sus únicas ventajas. Gracias a la iluminación LED que utiliza poca energía y a una menor intensidad de luz en la calle durante la noche, logramos ahorros de hasta un 33% de energía en comparación con la luz convencional que haría falta para conseguir el mismo nivel de iluminación”. Por todo ello, la nueva instalación de iluminación de la iglesia Sainte-Marie aporta un valor añadido e importante para esta área.

La instalación combina las lámparas MASTERColour CMD-T con la iluminación LED, y con ello crea un efecto espectacular, teatral y a la vez delicado y discreto. La totalidad del frente de la iglesia está iluminada principalmente por lámparas que combinan distintos matices de blanco. La farola de la cúpula está dotada de una luminaria controlada por DMX, cuyos colores blanco y azul bañan la torre con una magnífica luz fría. En otros lugares cuya accesibilidad era un verdadero problema se instalaron dispositivos Ledline. Gracias a su durabilidad y, por consiguiente, la baja frecuencia de sustitución, esta luz ofrece una solución idónea en todos los casos. Las ventanas de vitrales también se iluminan, pero desde dentro. De esta manera, se da vida al cuerpo y también al alma del edificio.

Iluminación LED creativa que brinda seguridad

Tomado de www.iluminet.com.mx

Quién iba a pensar que la instalación de un ingenioso sistema lumínico en el puente de una ciudad moderna contribuiría no sólo a hacer más atractiva la zona, sino también a mejorar la seguridad de quienes circulan por la estructura.

Estableciendo un diálogo con la arquitectura, el novedoso alumbrado del puente en la avenida Kings, de la ciudad de Canberra, en Australia, hace que éste se erija como una especie de puerta de entrada a una importante ruta que conecta al aeropuerto con el centro cívico y el distrito parlamentario. Se trata de una sistema que no incluye postes de luz en la plataforma del puente y la avenida que corre por debajo, es decir, por el túnel, está iluminada de manera original: desde el suelo. Esta metodología, probablemente única en su tipo cuando se trata de iluminación de túneles, destaca la figura de la construcción al crear la ilusión de una luminosa plataforma flotante.

¿Cómo se logró todo eso?

La iluminación es una parte integral de la identidad del puente pues demuestra la intención de adaptar esta importante pieza de infraestructura al entorno y a la topografía. Dicho alumbrado opera mediante una función automatizada y programable a lo largo de un año que se puede configurar para trabajar en diferentes modalidades, en fechas especiales, sin necesidad de ser operada manualmente.

La luz en la calle o túnel que corre debajo del puente es indirecta, proviene del suelo y ningún aditamento se instaló en la estructura. Ofrece una intensidad bien difundida, sin brillos ni sombras, y propicia adecuadas condiciones de manejo. Además de sus cualidades estéticas, ofrece comodidad y seguridad a los conductores al reducir al mínimo el efecto estroboscópico —aquel que hace que la luz parezca parpadear.

Para iluminar la plataforma, se colocaron de manera estratégica cuatro mástiles fabricados en acero galvanizado de 18 metros cada uno, los cuales poseen varias cabezas en las que se instalaron lámparas. A éstas se les asignó un ángulo de inclinación específico para lograr una iluminación adecuada.

Por último, para la fachada se instaló un sistema oculto en la baranda del puente que resalta su contorno y lo hace destacar durante la noche. Se trata de diferentes dispositivos que se pueden dirigir individualmente y cuentan con diferentes luces LED de colores con la idea de crear ambientes de iluminación general. El sistema puede configurarse para proyectar diversos tonos y activarse a distancia, y sus componentes se adaptan a las difíciles condiciones del ambiente. En tanto, las cámaras ópticas de las lámparas fueron diseñadas para maximizar la luz emitida y optimizar su distribución sobre la fachada.

A todo ello se suma que el alumbrado de la plataforma y el correspondiente al paso de peatones es combinable.

Las empresas JPW Architects ,TTW y Steensen Varming, se encuentran entre los creadores de esta obra lumínica que se inscribe en lo que se conoce como diseño de iluminación arquitectónica. Se trata de una rama de la arquitectura y de la ingeniería arquitectónica que se ocupa principalmente de la iluminaciónde edificios con la intención de proporcionar una solución de alumbrado energéticamente eficiente.

¿Cuál era el problema?

En Canberra, el así llamado Triángulo Nacional comienza en el edificio del Parlamento y se extiende a través de los puentes de las avenidas Commonwealth y Kings hasta conectar el lado opuesto del lago Burley Griffin. El puente en la avenida Kings, construido hace poco más de un año, forma parte de una serie de caminos importantes de dicha área y reemplazó a la glorieta Russell, en la cual se registraban problemas de tráfico. El puente precisamente se erigió con la intención de permitir que el tráfico fluyera mejor y minimizar el impacto ecológico del trazo de nuevos caminos. En la actualidad, por debajo de él circula la calle Parkes Way.

Los beneficios

El proyecto logró transformar un espacio de importancia nacional en un sito seguro y agradable. Con dos accidentes a la semana, en la glorieta Russellse registraba el más alto número de incidentes de tráfico en una intersección específica del Canberra ACT -lugar donde se ubica la sede del gobierno australiano, el Parlamento y diferentes instituciones gubernamentales-. No obstante, en el transcurso del primer año de operaciones del puente, las estadísticas no registraron accidentes en la zona.

Además, el mantenimiento es sencillo y no se obstruye el tráfico al hacerlo. Mientras un alumbrado convencional requiere de un equipo de elevación y de la clausura de carriles, en este caso, una persona le puede dar servicio a las luces del túnel desde el camellón, de manera segura, sin impedir el paso de los autos. A las luminarias dirigidas a la fachada se les da mantenimiento desde la plataforma del puente, y dado que los mástiles no se instalaron en la estructura, arreglar o sustituir las lámparas instaladas en ellos no causa problemas viales.

La iluminación crea una experiencia nocturna única de las esculpidas paredes curvas del puente y de su esbelta plataforma de concreto, resaltando su forma y el material con el que fue construido.

Abu Dhabi ahorrará 240 millones de euros en los próximos 20 años cambiando a LED

Tomado de www.lightandenergy.com

Abu Dhabi ha calculado un ahorro de casi 240 millones de euros (1.130 millones de dirham) en los próximos 20 años mediante el reemplazo de sus luminarias urbanas actuales por luminarias de tecnología LED.

Las luminarias LED urbanas se están instalando en nuevas carreteras, así como en las principales avenidas de Abu Dhabi, dando comienzo al ahorro de costes en términos de uso de energía, mantenimiento y operaciones.

La iniciativa de tener una iluminación más sostenible en Abu Dhabi involucró principalmenteel uso de diodos emisores de luz (LED) y otras soluciones de iluminación eficientes. Estas luminarias LED utilizarán hasta un 67% menos de energía en los próximos 20 años en comparación a las lámparas de sodio de alta presión …